Nuestras Glorias: Jorge Jungán

por Rafael Matos Féliz

Jorge Luís Féliz Urbáez (Jorge Jungán) nació en Barahona el 18 de agosto del 1962. Fueron sus padres, los señores, Rafael Féliz Florián (Jungán) y Martina Urbáez (Mayina). Sus estudios primarios los inició en el Colegio Morgan y además en la Sala de Tareas de la Maestra Flor. La Secundaria también la cursó en el Morgan, compartiendo este nivel con el profesor Monín. Posteriormente, completa el Bachillerato en Matemáticas. En el colegio practicaba las disciplinas deportivas del voleibol y baloncesto y por su barrio jugaba béisbol con sus amiguitos, en las calles y en solares.

Recuerda que en la disciplina del béisbol, su entrenador lo era Lilín Fernández. Mientras estudiaba en el Colegio Morgan, fue del equipo infantil de voleibol y se enfrentaba en juegos intramuros contra los recintos educativos, como el Divina Pastora, el Liceo Federico H. Carvajal y otros. También, se desempeñaba en el baloncesto con el Club Padre Billini en la categoría infantil y enfrentó al Arco, Savica, Gregorio Luperón, y luego al Arawak. Ya para 1979, formaba parte de manera formal del equipo del Club y jugaba forward o alero (parte atrás). Allí duró por dos años.

Con el mismo Club Padre Billini, en 1979, en su Primer Torneo Juvenil Interclubes, se enfrentó a los equipos de San José, Savica, Arawak. En ese torneo Jungán fue elegido como El Novato del Año. En 1980, fue Selección Juvenil de Barahona, jugando en Villa Olímpica, Santo Domingo. Luego, él fue motivado y sonsacado por su amigo Máximo Peláez para que fuera a jugar con Arawak. Este equipo ahora quedó conformado por una escuadra de súper estrellas, como lo eran, Máximo Peláez, Pachico Vargas, Ruddy Rosa (Calzón), Jungán y otros más y como era de esperarse, el torneo realizado ese año fue ganado por las súper estrellas del Arawak.

Recuerda que representando al Colegio Morgan en el Primer Intercolegial, donde competían el FAME, Santa Cruz, Divina Pastora, Liceo Federico H. Carvajal y otros, enfrentando a un equipo potente y batallador, con estelares como el Mellero, Máximo Peláez y otros; faltando unos segundos le bajaron la bola, el Mellero se lanzó para quitársela, pero Jungán se la pasó por la espalda, esquivó el contraataque, llevó la bola hasta el aro, subió y ¡encestó!, ganando el juego; coronándose Campeón. Tronó la algarabía y la fanaticada lo cargaron encima, con gran alegría.

Cuando Jungán jugaba se comportaba como un jugador completo: Extraordinario Rebote, Tremenda Asistencia, Estelar Defensa, etc., etc. Fue miembro de la Selección representativa de Barahona en los Juegos Deportivos Nacionales del 1981, aquí en Barahona. Allí la selección barahonera, obtuvo el 4º Lugar. Ese mismo año se fue a estudiar para la ciudad capital. Allá participa del equipo de baloncesto superior de la Universidad Pedro H. Ureña (UNPHU), junto con Aldo Leshorn, Cuqui Langa y otros, siendo su mánager-dirigente, Tony Tweny. Desde el 1981 al 1983, también jugó con el equipo de baloncesto del Club San Carlos y Club San Lázaro, en las categorías Juvenil y Superior. En el 1983, siendo miembro de la Selección Regional Sur, participa en los Juegos Deportivos Nacionales, San Pedro de Macoris-83, quedando la selección Regional en 4to. Lugar.

Posteriormente, se va a estudiar a la Universidad Mundial y allí se enrola al baloncesto y es seleccionado para conformar la Selección de la Universidad. Ahora su mánager-dirigente era Frank Aybar. En el 1984 se celebra el Campeonato Nacional Universitario y el equipo de Jungán, enfrentando a la UASD, INTEC, UCE y otras universidades, gana Campeón Nacional Universitario y en ese logro Jungán aportó mucho. Para el 1985, se gradúa de Ing. Electrónico y en 1986 trabaja para CODETEL hasta 1987. Allí  jugó con el equipo de la empresa y en Torneo Interdepartamental salió como Jugador Más Valioso y su equipo se coronó Campeón.

Es seleccionado para ir a Puerto Rico a jugar contra el equipo de la empresa telefónica de allí  y además, es contratado para trabajar en dicha empresa. Allá también fue Profesor de Electrónica en un Instituto de Electrónica de la isla. Antes de irse a Puerto Rico, aquí en el país, se había relacionado en condición de novio con la joven Mirna Belliard de Dajabón y es de esta manera que decide venir a casarse y con ella ha procreado a sus adorados hijos, Jorge David, Minora Lu y Luís Abel. También Jungán ha procreado a sus amadas hijas, Paola Andrea, Ana Laura y Ámbar.

Jungán ahora vive en Barahona y ya está retirado del baloncesto, pero ha conformado la Fundación Jungán (Funjuba), con la cual promueve el desarrollo económico, deportivo, educativo, social, sanitario y en otros renglones, en relación a la disciplina del mini básquet del Club Arawak.

¡¡JORGE JUNGÁN, ESTELAR DEPORTISA Y BRILLANTE PROMOTOR DEPORTIVO!!