ACERCA DE PROMESAS

ACERCA DE PROMESAS

Reflexión sobre reflexión.

Por Carlos J Vidal  lassis

“Al cambiar de parecer acerca de una persona o situación, podemos obligar a que cualquier tipo de juicio se aparte de nosotros.” M. Berg

Siempre me ha gustado la frase que desde muy pequeño le oír decir a Don Juan Bosch y que repito una y otra vez que tengo oportunidad y necesidad, “Cuando más oscura se pone la noche, es cuando va a amanecer”. En las enseñanzas bíblicas antiguas, en una referencia a MATOT, (Resumen de la Parashá o porción del Contenido biblico. MATOT: Moshé enseña las reglas y restricciones que rigen los juramentos y los votos.). Se habla de que la negatividad siempre contiene algo positivo.

 En las mencionadas reglas especificadas por Moises, se tratan las promesas, no simplemente sobre hacer una promesa, sino, cómo anular una promesa. ¿Qué significa promesa aquí? Significa la manera inmutable en la que hemos decidido percibir a una persona o situación, y cómo entonces decidimos comportarnos permanentemente con esa persona. Esto lo considero como un proceso cognitivo que encierra o trata de explicar el mecanismo actuante al hacer una promesa. (Puede comprender tanto lo negativo como lo positivo)

Por ejemplo, supongamos que alguien ha hecho algo que nos lastima, así que tomamos la decisión de siempre ver a esa persona de forma negativa, y juramos que nuestra rabia o deseo de venganza por ella durará por siempre. Si vivimos así, si decidimos que una situación o persona es de cierta manera y que nunca la perdonaremos, estamos viviendo nuestra promesa y le estamos dirigiendo energía negativa.

El punto y objetivo para resaltar en este escrito, es el crecimiento espiritual humano. Haciéndolo accesible a la mayoría de las personas, podemos alejar el caer en hacer juicios impropiamente, podemos evitar la negatividad que se adueña de nosotros generando aun más negatividades y daños colaterales.

Entendamos que según la manera en que nos comportemos, así se comportará la Luz del Creador con nosotros; por lo tanto, si nos permitimos anular nuestras promesas, es decir, eliminar el din o juicio que hemos puesto sobre otras personas, entonces el juicio que potencialmente podría venir a nuestra vida también será anulado y eliminado.

 Dado que cualquier oscuridad potencial o negatividad que deba venir a nosotros, a causa de nuestras acciones, recibe su energía de estas situaciones, generalmente temporales o pasajeras. Las consecuencias en cancelar nuestras promesas es un regalo increíble que recibimos al soltar, al cambiar de parecer, o al entender las circunstancias a que pudo haber estado sometida alguien, acerca de una persona o situación.

Podemos obligar a que cualquier tipo de juicio se aparte de nosotros.

`

Share This Post