¡Cuánto ruido por un encuentro social!

 
11150282_1048307918517067_1147115368613161623_n
POR ALEJANDRO SANTANA

Alejandro Santana
Alejandro Santana
Definitivamente  el oficio de periodista y comunicador no es para personas amargadas, ni resentidas, porque un comunicador en el estricto sentido de la palabra debe ser una persona afable sincera, coherente y sobre todo honesta.
Esta debe ser la esencia, pero esta serie de principios no solo se les exige a los periodistas y comunicadores, también a otros profesionales  igual que a todos los ciudadanos.
Mal podría yo decir que soy honesto, cuando tengo en mi haber colas sucias y mal olientes ,cuando critico a los demás y mi líder es un corrupto, cuando me paro en la puerta de mi casa y vocifero a la vecina, ¡baca!, cuando soy el dueño de un bacanal.
Los periodistas y comunicadores siempre serán invitados a encuentros sociales, en esta  ¨sociedad¨ donde el más honesto frecuentemente es un proxeneta o por lo menos adorador del Dios Baco.
La empresa Khoury Industrial, desde hace varios años ha venido celebrando los encuentros con los periodistas y comunicadores, antes los organizaba Teuddy Sánchez en su calidad de relacionador publico de  esas instalaciones.
Se ha seguido con la cultura, o costumbre de los encuentros, está vez no organizó el encuentro, ningún periodista, fue el encargado de asuntos jurídicos, no fueron los gremios.
Y en cuanto al pago de dos mil pesos a cada medio para que coloquen publicidad de la empresa, es tremenda mentira, nunca se tocó ese tema.
Y cuando escuche en los medios hablar de eso, me puse en contacto con algunos funcionarios de la empresa para indagar la veracidad de la oferta, y era mentira, puro protagonismo de quienes indicaron que los llamaron para tales fines.
Hay muchas mentiras, hay mucho protagonismo, ha habido señalamientos mal sanos y a mí me toca defender a los directivos de los gremios, periodísticos y locutoril de la Provincia pues se manejan con honestidad.
Aquí se sabe quiénes son los corruptos, y prostitutos de la profesión, pero se les Álava, se les rinde pleitesía  y se quiere enlodar a muchos que durante sus años de ejercicios han sido personas vinculadas a los sectores desposeídos.
En el ejercicio del periodismo por la forma en que se vive se colige si se ha sido honesto, aunque sin ser deshonestos hay quienes viven como reyes porque han sido tomados del brazo por políticos y amigos.
Antes se entendía que para ser un buen periodista había que asumirlo como un sacerdocio, hoy es una profesión como la medicina la agronomía y otras tantas de las cuales debe vivir el que se ha formado en las mismas.
 
Pero, Dios, cuánto ruido, cuantas intenciones de desacreditar a personas que están haciendo su trabajo, cuánto interés de dañar honras ajenas.
Por qué no somos honestos y nos hacemos una autocritica, comenzando por determinar si mis actuaciones son las más correctas, si mis pasos siempre han estado encaminados por el buen sendero.
Por qué lanzamos piedras a las ventanas del vecino si las nuestras son de puro vidrio, por qué no hacemos acopio de la enseñanza cristiana de sacar la biga de nuestros ojos antes que ver la paja en el ojo de otro.
Cuando reflexionemos sobre las acciones de nuestras vidas entonces comenzaremos a darnos cuenta que nuestros pasos por la vida no han sido tan firmes y puros, más si aún en la distancia seguimos siendo parte del paquete o manzana podrida de la ¨sociedad¨.
No me puedo definir como honesto, pero si aseguro que he tratado de ser coherente y objetivo en mi ejercicio y desenlace de mis actuaciones.
En la actualidad estoy viviendo del ejercicio del periodismo, tengo buenos amigos, que  patrocinan mi periódico Barahona Hoy, con sus anuncios lo que me permite pagar internet, luz, comer y aparecer en los actos debidamente vestido y sobre todo con mi cara real no con la del simulador.
Y para acallar las voces inquisidoras debo decir que en Khoury Industrial no hay la intención de comprar a nadie a ellos no les interesa, están certificados por Medio Ambiente, pagan sus impuestos y están en terrenos que compraron, no los hurtaron.
Ahora debo decir que los periodistas que fuimos al encuentro le recomendamos a Khoury que resolviera lo del polvillo  frente a sus instalaciones y que se hicieran los aprestos por reducir al mínimo la contaminación que alegan algunos comunitarios del lugar.
Qué, dijo Khoury con relación a mudarse del lugar, indicaron que no estaba contemplado  hacerlo debido a las grandes inversiones que tienen allí, pero aseguraron que cada día hacen esfuerzos por minimizar esa contaminación.
Entre las recomendaciones que también hicimos  es que se dé más carácter al programa social que desarrollan a favor de los residentes del barrio Palmarito.
Ahora debo reiterar y asegurar que Khoury no ha comparo a nadie, por lo menos a ninguno de los que fuimos a ese encuentro satanizado por algunos.
 
Como siempre se nos trató con mucho respeto y si alguien ha sido comprado que lo busquen entre los que levantan bandera de protesta no entre los periodistas y comunicadores, que siempre seguiremos asistiendo a actividades sociales de cualquier empresa, de cara al sol.

Share This Post