LOS 100 DIAS POSIBLES


Por: Carlos J. Vidal Lassis
 
La Republica Dominicana se encuentra en un proceso de cambio hacia la institucionalidad y el desarrollo, aunque hay quienes lo niegan. Sin embargo, es simplemente la verdad.
Como proceso claro que no esta terminado, se necesita aun mucho mas.
Comenzando porque se requiere un esfuerzo de convergencia nacional en que las fuerzas políticas  y sociales acuerden integrarse para lograr los objetivos básicos que la nación desesperadamente demanda. Es una traición a la patria quien se niegue.
La inmensidad de la crisis moral, el irrespeto a las leyes mas simples de transito, la corrupción enraizada hasta el tuétano en casi todos los sectores, la ignorancia, la desgraciada pobreza que nos arropa, especialmente en el Suroeste, la esparcida perdida de la ética profesional y comercial y en algunos casos hasta religiosa, son factores críticos que impiden el desarrollo económico y de los valores morales y patriotas que todavía hacen falta para que nos iniciemos en una nueva era de prosperidad con garantías y esperanza para el pueblo.
El próximo domingo 20 de mayo, todos los dominicanos y dominicanas con capacidad de votar debemos mandar un mensaje claro y contundente votando masivamente por el candidato que mas probabilidad tenga de hacer lo que hay que hacer.
Ese candidato debe tener bien claro que es lo que va a hacer. Porque en los primeros 100 días a partir del 16 de agosto es posible que se logre un mínimo de acciones, políticas públicas y directrices gubernamentales que arranque de inmediato y se incremente la capacidad productiva de la nación creando trabajos dignos y propiamente compensados y haciendo nuestra estructura productiva globalmente competitiva.
Ese candidato tiene que saber que para afianzar aun mas el proceso democrático dominicano de manera integral, se requiere de un modelo de Desarrollo humano Sostenible que pueda generar condiciones indispensables para que los dominicanos y dominicanas tengan oportunidad para la expansión de sus potencialidades individuales y colectivas sin dañar el camino a las generaciones por venir.
Ese candidato sabe que debe producirse crecimiento económico para todos pero debe procurar y promover especialmente para los sectores de la nación que tradicionalmente se les ha negado oportunidades y no se les ha distribuido equitativamente la riqueza del patrimonio nacional, como lo es el Suroeste.
Ese candidato debe IMPONER, y ese es el mandato que le estaremos dando el 20 de mayo, repito, IMPONER UN RIGUROSO CODIGO DE ETICA que regule, en todos sus niveles, los actos de los funcionarios públicos de los cuatro poderes del Estado.
Esta propuesta la pueden ver completa en cjvidallassis.wordpress.com

Comments are closed.